Palabras del Director Nº 111 - Marzo 2011 - Año X
Estimados amigos:

El día 25 de marzo de cada año la Iglesia celebra la solemne fiesta de la Anunciación, en la que se conmemora la Encarnación del Verbo de Dios, el momento culminante de la Historia humana (ver artículo en la sección Lectura Espiritual). En nuestro país, por iniciativa de diversas instituciones pro-vida, el Congreso de la República a través de la Ley 27654, del 23 de enero del 2002, declaró tal fecha como “Día del Niño por Nacer”.

La tenaz batalla que los enemigos de la Iglesia y de la civilización cristiana despliegan contra la despenalización del crimen del aborto, no puede ser vista como una acción que promueva el bienestar de la mujer, ni como un emprendimiento aislado de grupos de personas bien intencionadas aunque equivocadas. Sino como la lucha desesperada de un movimiento de carácter universal que, a través de la revolución sexual, pretende transformar radicalmente el orden moral cristiano, dos veces milenario, nacido de las entrañas de nuestra fe católica, apostólica y romana.

Con el fin de orientar a nuestros amables lectores sobre este tema de palpitante actualidad, iniciamos en este número de Tesoros de la Fe la publicación del docto y contundente estudio “La revolución sexual destruye la familia”, de nuestro incansable colaborador don Alfredo Mac Hale, el cual nos proporciona una visión conjunto de la tremenda embestida que sufre en nuestros días la civilización cristiana en general y la institución de la familia en particular.

Deseándoles una buena y provechosa lectura, me suscribo cordialmente.

En Jesús y María,

El Director
La grandeza del rey dignifica al cocinero Aborto ¿terapéutico?
Aborto ¿terapéutico?
La grandeza del rey dignifica al cocinero



Tesoros de la Fe N°111 marzo 2011


La Anunciación
Nº 111 - Marzo 2011 - Año X Aborto ¿terapéutico? Melk, la cuna de Austria La revolución sexual destruye la familia - I La Encarnación del Verbo de Dios San Juan de Dios «A ti clamamos los desterrados hijos de Eva» La grandeza del rey dignifica al cocinero



 Artículos relacionados
Los Estados no pueden obrar como si Dios no existiera El Estado tiene el deber de cumplir por medio del culto público las numerosas e importantes obligaciones que lo unen con Dios. La razón natural, que manda a cada hombre dar culto a Dios piadosa y santamente, porque de Él dependemos, y porque, habiendo salido de Él, a Él hemos de volver, impone la misma obligación a la sociedad civil...

Leer artículo

Marihuana: quemando el propio IQ En la era del “embrutecimiento programado”: El consumo de marihuana desploma el coeficiente intelectual (IQ) de los adolescentes. Fumar regularmente marihuana en la adolescencia provoca una disminución irreversible de las capacidades intelectuales, reveló un estudio publicado por la revista...

Leer artículo

Jesús es interrogado por Caifás Nuestro Señor Jesucristo, con las manos atadas, destaca en el recinto donde Caifás se presenta como autoridad...

Leer artículo

Rothenburg La sociedad en la Edad Media se dividía en tres clases. La más alta de ellas era el Clero, porque estaba constituida por personas consagradas a Dios, integrantes de la estructura de la Iglesia Católica Apostólica Romana...

Leer artículo

Principio y fundamento: ¿Para qué ha sido creado el hombre? El hombre ha sido creado para alabar, hacer reverencia y servir a Dios Nuestro Señor, y mediante esto, salvar su alma. Las otras cosas sobre la faz de la tierra han sido creadas para que le ayuden a conseguir ese fin...

Leer artículo





Promovido por la Asociación Santo Tomás de Aquino